Sobre el Palo Monte y el libre albedrío

¿Qué tienen en común Palo Monte y el libre albedrío?

Palo es una religión de doble filo que en última instancia se reduce a un concepto muy simple – Libre albedrío.

A pesar de que tenemos un objeto, que contiene fuerzas espirituales, que está a nuestro servicio – también tenemos que servirle y cuidar del mismo. Nosotros libremente entramos a este pacto. Nosotros elegimos cómo tratar a nuestros espíritus, qué hacer con ellos y cómo nos comportamos en este pacto de servicio mutuo.

La cantidad de energía disponible que existe en Palo puede ser aterradora y peligrosa. Sin embargo, esto no se debe a que el Palo es una fuerza del bien o del mal. Al igual que un martillo, se puede utilizar para construir una casa, o puede ser utilizado para derribarla. Todo se reduce a – una vez más, el libre albedrío. ¿Qué opciones tienes? Está en tus manos decidir tomar el camino más difícil y buscar una solución positiva y si puedes confiar en ti mismo para lograr las metas que te propongas o si vas a donde la Nganga con la intención de destruir a un supuesto enemigo o para aprovecharse de los demás únicamente para su propio beneficio personal.

El Palo tiene su origen en la lucha por la libertad que vivieron los esclavos bantúes en Cuba. Los antepasados de esta religión querían tener el derecho a elegir por sí mismos cómo iban a vivir. Era, y es, una declaración de guerra contra la injusticia y la indignidad. Fue un rechazo de seres humanos contra permitir que otros seres humanos les pegaran, los violaran y forzaran sobre ellos su voluntad y de igual manera lo sigue siendo. Sin embargo, en lugar de tratarse ahora sobre la esclavitud, se trata de las opciones que nosotros mismos nos damos.

Como un Tata joven que soy, tengo toda una vida por delante para tomar buenas y malas decisiones. No tengo que preocuparme por que sorprenda un látigo a causa de un acto de desobediencia (bueno… eso es otra historia, pero el que no se expone no coge cuero), pero las decisiones que debo hacer y no hacer me afectarán a mí mismo y otros.

La tentación de utilizar mi Prenda para cualquier cosa trivial que quiera obtener siempre van a existir, pero esa no es la razón por la cual la tengo, ni por la cual la tiene ningún otro palero. Las tenemos como una prueba de nuestro carácter como parte de un testimonio de nuestra vocación espiritual y de dicho poder. Es la prueba definitiva de nuestro libre albedrío. Podemos convertirnos en esclavos de ella, o ésta puede crecer con nosotros en nuestro viaje a través de la existencia. Puede que algunas personas nunca quieran que sus Prendas desarrollen un sentido de la moralidad, pero de muchas maneras la prenda es un reflejo del dueño y del llamado y testamento espiritual de un individuo. Cuando se usa el poder de una Prenda tonta e impetuosamente solo se logra que las consecuencias de esa propia estupidez sean peor. Demasiada gente olvida que la mayor guerra que luchamos es la que está en nuestro corazón. Se trata de una cuestión de libre albedrío y la libre elección la que determinara el resultado de esa lucha.

Tata Nkisi Lucero Vira Mundo

This entry was posted in Palo Monte. Bookmark the permalink.

One Response to Sobre el Palo Monte y el libre albedrío

  1. iyawo says:

    Nsala Malekun estupendo,es muy completo para mi su escrito,yo de mi parte estoy muy comoda con la mia y entiendo que la afinidad y respeto es la que me da cada dia el derecho de ese libre albedrio,siempre un bien cuesta menos que un mal de no tener la necesidad,hoy dia ese pribilegio esta muy lastimado,pero como dice ……libre alberdrio cada cual con su conciencia.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *