Parte 4: 10 conceptos que los recién llegados a las religiones tradicionales africanas no deben asumir

Shango

Shangó como Orisha y rey, personifica el concepto de la justicia

“La injusticia es una de las cosas que más me molesta en la vida. Sin embargo, reconozco que le vida tiene maneras de impartir lecciones a aquellos que sienten ser irreprochables, no necesitarlas, o estar por encima de ellas.”

Hoy es un día en el cual he estado pensando mucho sobre el concepto de justicia e igualdad. Cuando pienso en justicia, me llega a la mente la imagen de Shangó. Un rey siempre debe ser justo con sus súbditos y los seguidores de los orishas debemos tratar de seguir sus pasos. Cuando yo prometí mi vida al servicio de los orishas, se cumplirán 12 años en este invierno, hubo cambios internos fundamentales que se suscitaron en mí. En el pasado, yo podía ver una situación injusta y permanecer como espectadora, pero luego de Kariosha ya no puedo permanecer como una espectadora cuando veo situaciones que claramente son injustas.

La vida es un continuo acto de balance, el mero acto de respirar ayuda a restablecer el balance en nuestro ambiente interno. La vida de un iniciado a los orishas es un acto de balance entre lo frio y lo caliente. Tratamos de mantenernos con un orí tutu (cabeza fría) y a evitar actos que calienten el orí. Pero en algunas ocasiones el calor es necesario para llegar a un balance. El calor nos hace entrar en acción, mientras que la frialdad nos ayuda a dirigir nuestras acciones y a hacerlas tener propósito.

Esto nos trae al cuarto concepto que los recién llegados a las religiones tradicionales africanas no deben asumir.

4. Seré tratado con igualdad y de manera justa

No hay igualdad inherente en un sistema donde hay jerarquías espirituales. Su madrina y padrinos no son sus iguales que tu, son tus superiores espirituales, eso no es debatible. Un recién llegado se espera que respete este concepto. Sin embargo, con el fin de que prevalezca la equidad en la interacción entre los padrinos y ahijados debe existir una constante, una dinámica de respeto impulsado por las comunicaciones.

Lamentablemente, este no es el modelo que siguen todos los mayores.

De la misma manera que hay favoritos en la familia promedio, hay favoritismo en Ilés (casas de orisha). Lo he visto suceder de muchas maneras. Las preferencias se demuestran de diferentes maneras desde a quien levanta (a quien se invita) para trabajar en las iniciaciones, las tareas que se asignan en las iniciaciones, hasta el tiempo en que los padrinos dedican a ciertos ahijados versus a otros. La mayoría de las veces todos estas selecciones están permeadas por elementos de favoritismo de un modo u otro.

Una vez tuve que explicarle a un con un recién llegado a nuestro Ilé que se quejaba de ser tratado injustamente porque no se le permitió correr a iniciarse con la velocidad que quería. Esta persona se molestó y no comprendía por qué otros que llegaron poco después de su llegada recibieron Elekes (collares), cuando se le hacía aun esperar. En su mente la disponibilidad inmediata de fondos para pagar la ceremonia y su intenso deseo de obtenerlos eran equivalentes a un derecho inalienable: los quiero por lo que debe ser el mío.

Claro, el hacer a esta persona esperar tenía un raciocinio, sus lecturas con el Diloggun no habían reflejado la necesidad de recibir los Elekes, pero si apuntaban a la necesidad de trabajar en asuntos relacionados a su buen carácter como lo eran conductas negativas, mayormente de promiscuidad y abuso de alcohol. Esos eran verdaderamente obstáculos que los Orishas estaban señalando y que necesitaban ser corregidos.

¿Por qué un futuro padrino o madrina debe preocuparse sobre la promiscuidad? Cuando una persona es demasiado libre con su cuerpo, esto trae el temido OSOGBO (mala suerte). Cualquier persona puede ver la lógica en esto. Digamos que una mujer está saliendo con hombres casados, eventualmente esto le acarreará problemas en más de una forma. Digamos que la esposa de uno de estos hombres decide tirarle una brujería a la futura ahijada. ¿A quién le toca lidiar con esa brujería? ¡Al futuro padrino o madrina! El limpiar el reguero provocado por los errores de otros no es mi idea de usar propiamente la energía espiritual y los talentos espirituales, sin contar con que es un desperdicio de tiempo. Yo preferiría invertir ayudando a desarrollar a personas que están dispuestos a vivir productivamente y que aprecian el tiempo y la energía espiritual que se invierte en ellos.

¿Aprendió la lección eventualmente y corrigió su comportamiento? Si lo hizo. ¿Recibió los Elekes en nuestra casa? No, no lo hizo. A fin de cuentas, depende del Orisha el decidir ya que el recién llegado debe pedir permiso del orisha para entrar en la casa. Si el orisha en cuestión se niega a aceptar a la persona, la misma tendrá que buscar otro ilé y otro padrino/madrina. ¿Estaba la persona molesta? Sí estaba desilusionada pero contenta de tener a un Padrino cuyo orisha la aceptara. Cada persona debe buscar una conexión idónea para con el ilé y lo mismo va para con los padrinos con la gente a la cual representan.

Yo he visto oloshas que aceptan a ahijados sin mesura y sin molestarse por preguntarle a su Orisha tutelar. Aunque el olosha haya recibido ‘una licencia’ otorgada por su orisha para aceptar a cualquier persona que entre por su puerta, ¿es eso justo para los recién llegados?
Yo no lo considero ni justo ni sabio. Cada persona tiene consigo sus retos individuales y sus problemas de carácter los cuales pueden resultar en conflictos con el padrino/madrina y con otros miembros del ilé o casa de orisha. El examinar cuidadosamente a los recién llegados resultara en tener ilés más vida espiritual.

Por supuesto, el hecho que un Orisha de permiso para la entrada de un recién llegado al ilé no significa que esa persona caerá como anillo al dedo. Puede que sólo signifique que la persona pertenece a la casa sin importar el lastre que traiga, pero ese lastre será uno que tanto los padrinos como los hermanos y hermanas de la casa podrán ayudar a depurar con la guía adecuada, con paciencia y ayudando a la persona a crecer.

Hay muchos otros ejemplos de prácticas injustas y inequitativas; sin embargo, muchas de ellas se pueden resolver con tacto y comunicación, excepto en casos como los explicados en el artículo anterior de esta serie.

En el próximo artículo hablaremos de otro interesante tema: Los que se creen que tienen derecho y se merecen todo.

Omimelli
Oní Yemayá Achagbá

About Omimelli

I am a Olosha or Santera and for years I have been at the service of the Orisha and the community. I am initiated to Yemayá and my father in osha is Aganjú. I am also an initiate of Palo Mayombe and hold the title of Yaya Nkisi. As part of my daily devotional I spend time at my bóveda and work with my spirits on regular basis.
This entry was posted in Espiritismo, Magia, Magia Ceremonial, Santería, Vudú, Wicca. Bookmark the permalink.

2 Responses to Parte 4: 10 conceptos que los recién llegados a las religiones tradicionales africanas no deben asumir

  1. Blanca says:

    Excelente información, sobre todo en cuanto al respeto que debe tener el/la ahijado(a) con sus padrinos.. Nunca puede haber igualdad puesto que Orula es el sabio y da poder para quienes puedan ejercerlo.. X ejemplo yo soy Aleyo y me gusta la religión.. Me gusta saber, leo, pregunto a mis padrinos; Pero tengo un refrán muy común q dice: Lo q se sabe no se pregunta.Como tambien hay cosas q yo no debo saber; y muy dificil seria para mi saber los secretos de un Ifa…

  2. Omimelli says:

    Hola Blanca,

    Gracias por tu comentario y por visitarnos.

    Orunla es tema a parte porque realmente en el Nuevo Mundo las mujeres estamos excluidas de ser Iyanifa-contrario a como es en el Oeste de Africa- y por tanto, acá no se aspira a obtener la profundidad de esos conocimientos. Sin embargo, Ifá es sólo una parte de nuestro legado religioso y no debe ejercer una hegemonía supremacista sobre los otros orishas, sus iniciados o la comunidad en general.

    Omimelli
    Oní Yemayá Achagbá

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *